Demandan al fotógrafo de esta imagen para dar los derechos de autor al animal

Demandan al fotógrafo de esta imagen para dar los derechos de autor al animal

Seguramente ya conozcas el famoso selfie que se tomó un mono puesto que se hizo eco a nivel mundial hacia el año 2011. A pesar de que recibió una gran fama y buena crítica esta imagen en términos legales no tiene autoría, o si la tiene, no podemos negar que entonces el concepto de autoría se convierte en algo difuso. El dueño de la imagen, David Slater, saltó a la fama pero lo cierto es que también se situó en medio de un dilema bastante problemático con la justicia y que a día de hoy sigue sin resolverse.

Todo comenzó cuando la fotografía fue añadida al archivo Commons de Wikipedia ya que los aministradores de la página consideraron que era de propiedad pública puesto que se trataba de una fotografía hecha por un animal. El autor ya en aquel momento dejó bien clara su postura, y a día de hoy sigue defendiéndola. Según él, es el único y legítimo autor, no sólo es el dueño de la cámara, sino que además él estableció el encuadre, el trípode y propició todas las circunstancias para que esa imagen se materializase. Sin embargo las autoridades de la justicia de Estados Unidos se situaron en la misma opinión que Wikipedia.

El vacío legal ante situaciones de este tipo hace casi imposible su resolución. De hecho la ley de derechos de autor define (de una manera no muy concreta) lo siguiente: “Autor no es la persona que posee la cámara, sino el ser que toma la fotografía”

Pero ahora las cosas parecen haberse complicado un poco más si cabía, ya que dentro de este embrollo ha intervenido una organización defensora de los animales llamada PETA y no de cualquier manera, sino que exige que se entreguen los derechos de autor al animal. La protectora se acoge a la propia ley de derechos de autor que especifica que “Autor no es la persona que posee la cámara, sino el ser que toma la fotografía” e incide en el término ser para argumentar que la ley no limita su aplicación a determinadas especies.

Desde su perspectiva, Slater se considera el verdadero intelecto que organizó el proceso de la toma de esas fotografías (que por cierto, hay que decir que nuestro mono Naruto tomó varias pero sólo tuvo acogida y éxito una de ellas) y aunque ha conseguido los derechos en Reino Unido ha declarado a Associated Press que su único objetivo es lograr apoyar económicamente a su familia mediante su trabajo. En boca del fotógrafo “Deseo sinceramente que mi hija de cinco años pueda estar orgullosa de su padre y heredar mis derechos de autor para que pueda convertir mi trabajo en una herencia e ir a la universidad. Tengo muy poco más que ofrecerle.” El protagonista de la imagen sin embargo permanece lejos de esta polémica y continúa su vida en la gran selva indonesia.

mono_wikipedia_1

 

Fuente: creativosonline.org

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>